martes, 1 de octubre de 2013

JANE EYRE de CARY FUKUNAGA (2011)



Inspiración. Eso es lo que me transmite esta película, y también desazón, romanticismo, tristeza, alegría. Esta lejos de ser una mas de las versiones que se han hecho de la novela de Charlotte Bronte, pues es sin duda la mejor. El cine de época siempre resulta estimulante, pero en este caso más aun pues Jane Eyre es el resultado de la conjunción entre misterio y romanticismo. 

Bien adaptada, bien filmada (la fotografía, la elección de los ambientes, el uso de luces y sombras,... en general, la magnífica recreación de la época), y por supuesto, bien interpretada. Wasikowska nos muestra a una Jane más humana que la que hemos podido ver en otras interpretaciones, ni tan modosita, ni tan exagerada como otras. Fassbender borda su papel como el misterioso Rochester, resulta mucho más creíble pues no oscila de forma descontrolada entre la brutalidad y el sentimentalismo, sino que hay equilibrio en todo ello. 

Su director Cary Fukunaga ha sabido aprovechar todo lo bueno de este género y el tirón actual de sus dos actores protagonistas para crear una hermosa película. Además parece que se va haciendo hueco en el mundillo del cine, ya ganó el premio al mejor director en el festival de Sundance por su película "Sin nombre" (2009), y actualmente se está encargando de llevar a la gran pantalla "It", la novela de Stephen King.





No hay comentarios:

Publicar un comentario